Lunes, 16 de Septiembre de 2019
Los recursos serán gestionados a través del PMU

Habilitarán contenedores para reanudar funcionamiento de municipalidad quemada

La medida fue acordada en una reunión resuelta ayer entre el alcalde de Maule, Luis Vásquez, y en Intendente, Pablo Milad, tras el incendio que consumió la sede este lunes.

Periodista: Marlyn Silva - Fecha de Edición: 12 de Junio 2019

Por medio del Programa de Mejoramiento Urbano (PMU) de la Subsecretaría de Desarrollo Regional y Administrativo (Subdere) se instalarán contenedores con las adecuaciones necesarias para que de manera temporal la municipalidad de Maule reanude el funcionamiento, luego del incendio que consumió la sede principal.


La medida fue acordada en una reunión resuelta ayer entre el alcalde de Maule, Luis Vásquez, y el Intendente, Pablo Milad. Los contenedores estarán acondicionados “con una buena calidad para que también los funcionarios y las personas que vengan a requerir algún tipo de servicios tengan comodidades”, aseguró la máxima autoridad regional.


Para la ejecución del PMU, dijo Milad, desde ayer por la tarde se trasladó a la comuna de Maule un equipo conformado por dos profesionales del Gobierno Regional y otros dos de la Subdere.
Todavía no hay fecha precisa sobre la habilitación de los mencionados espacios para ofrecer la atención al público. Aun así, Milad aclaró que dadas las características del caso trabajarán con premura.
“Hay que cumplir ciertos requisitos, ya lo sabe el alcalde. Pero vamos a acelerar todos los procesos, porque esto es una instancia de emergencia y lo vamos a tratar como tal. Va a ser un PMU, donde también hay un ítem de emergencia que permite agilizar todos los recursos de la forma más rápida, porque esta es una necesidad constante, precisa, para poder dar servicio a la comunidad de la mejor forma”, precisó el Intendente.
Horas antes de la reunión, el alcalde de Maule, Luis Vásquez, había expresado intención de solicitar apoyo del Gobierno Regional, por lo que recibió con satisfacción la ayuda ofrecida. Como posible lugar de reubicación momentánea, el jefe comunal tenía contemplado el gimnasio municipal.

 

PÉRDIDAS
Las llamas, tal como lo indicó Vásquez, consumieron las oficinas del secretario municipal, de tránsito, de relaciones públicas y de administración.
Pese a los retrasos en cuanto a tramitación de documentos y demás gestiones dependientes de institución, la autoridad comunal garantizó a la comunidad la recuperación de la dinámica laboral: “Ha sido muy triste para mí esta desgracia. Nosotros estamos para servir a la comunidad y ahora nos tocó a nosotros. Queremos dar la tranquilidad a la gente de que nos vamos a levantar y de que vamos a seguir atendiéndolos como corresponde”.

 

TRABAJABAN CON HACINAMIENTO
La estructura y el crecimiento poblacional en Maule no marchan al mismo ritmo. Mientras aumentan los programas sociales asignados a la municipalidad, mayor cantidad de personal laboraba en la misma estructura antigua y en oficinas externas, lo que provocaba que la atención fuera menos expedita.
Así lo visibilizó René Baeza, funcionario de Control Interno y dirigente de la Asociación de Funcionarios de la Municipalidad de Maule. “Esta es una comuna que ha crecido mucho y eso ha implicado que los funcionarios tengamos sobrecarga de trabajo, mucho más que hace 10 o 20 años atrás. Pasamos mucho tiempo en nuestro lugar de trabajo y verlo hoy día totalmente destruido nos provoca, por un lado, mucha tristeza y desazón, porque no sabemos cómo vamos a empezar a trabajar prontamente. Pero también hay una luz de esperanza en que podamos tener ayuda del gobierno para poder desarrollar nuestra labor en condiciones más dignas”, explicó.


Actualmente, la nómina de empleados está compuesta por aproximadamente 250 personas. En consecuencia, dijo Baeza, “hay sectores donde hay mucho hacinamiento, porque hay unidades que han crecido el doble”.


El incendio que destruyó la sede, si bien causa pesar entre los funcionarios, agregó Baeza, también puede ser la oportunidad de la comuna cuente con un edificio consistorial (ver nota página 3)”. Tenerlo, proyectó, “no solo va en beneficio de los funcionarios, sino de la comunidad, porque en la medida que las personas sean atendidas con comodidad el servicio es mejor que con funcionarios hacinados, sin poder desarrollar las funciones adecuadamente”.

Volver